Expresión de solidaridad

Emergencia en Bata, Guinea Ecuatorial

23/03/2021

23/03/2021 Emergencia en Bata, Guinea Ecuatorial

El pasado 7 de marzo, unas violentas explosiones sobresaltaron a los habitantes de la ciudad de Bata, en Guinea Ecuatorial, provocando la pérdida de vidas humanas, cientos de heridos y numerosos destrozos materiales. El comunicado oficial lanzaba un llamamiento a la comunidad internacional para solicitar su ayuda, dada la magnitud de las consecuencias de la tragedia.

Fundación Juan Bonal y las Hermanas de la Caridad de Santa Ana están presentes en el país, y atienden diversos centros y misiones desde los que ayudan a las personas vulnerables. Ante estos hechos, la Fundación ha puesto en marcha una campaña de ayuda a los damnificados por la tragedia. Se trata de ayudas directas a personas que trabajan y colaboran con el Centro de Salud que impulsan las Hermanas, para ayudar a paliar los devastadores efectos que la tragedia ha tenido sobre todas estas familias.

***

TESTIMONIO

Ana María Omogo relata cómo experimentó, en primera persona y desde su casa en Bata, la tragedia que ocurrió en la ciudad.

"Todo comienza el día 7 de marzo a las 13 hrs. 45 minutos. Yo me encontraba en mi vivienda, situada a 400 metros del cuartel militar de Nkuantoma. De repente, escuché un fuerte sonido, extraño, que nunca antes había oído. La tierra temblaba, temblaba y seguía temblando. Yo estaba lavando, detrás de mi casa, y me pregunté qué era eso, qué estaba pasando.
Estábamos todos tan asustados que en un primer momento pensamos que era un terremoto, porque las ventanas, las puertas y el techo se habían roto. Les dije a mis hijos que saliesen conmigo fuera, para que la casa no se nos cayera encima. Escuché a mi marido gritando, preguntando dónde estábamos y pidiéndonos que saliésemos fuera. Temblando, mis niños salieron corriendo.
Después, ya no se escuchaba nada, ni temblaba la tierra. Yo pensé que ya había pasado todo, y le di gracias a Dios porque no nos había pasado nada. Le pregunté a mi marido qué había sido aquéllo.
Al poco tiempo de estar fuera, comenzamos a escuchar otros sonidos, un poco distintos a los de antes, algo similar a unos disparos. Pregunté qué eran aquellos disparos, parecía una guerra. Y, de nuevo, el mismo sonido tan fuerte y extraño que antes.
Mis hijos y yo nos cogimos de las manos y, al instante, la gente corría llorando y mostrando heridas. Nadie sabía lo que estaba pasando. Yo seguí preguntándome qué era aquéllo: solo escuchábamos ruidos muy fuertes. El sonido venía del cuartel, y mi marido ya iba camino del allí, mientras mis hijos y yo íbamos en dirección contraria, cogiéndonos de las manos, intentando alejarnos cuanto antes de la zona.
Seguía pasando gente herida, otros corriendo intentando alejarse de esta situación tan grave y a la vez tan desconocida hasta el momento.
Doy las gracias a Dios todopoderoso porque hemos quedado todos a salvo, a pesar de la corta distancia a la que nos encontrábamos."

***

Puedes colaborar con esta iniciativa solidaria y ofrecer tu donativo a través de nuestras cuentas bancarias o utilizando Bizum con tu teléfono móvil. Indica en el concepto "Emergencia en Bata". Gracias por tu ayuda.

* Ibercaja: ES77-2085-0129-03-0330053678
* Banco Santander: ES68-0075-0006-04-0702713158
* Bizum, con el código 01362

Fundación Juan Bonal es Hospitalidad Solidaria.


Fundación

Discapacidad

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información Aceptar